Los Warriors tratan de revalidar el título y los Cavaliers alcanzar el soñado

Los jugadores de Warriors. Los jugadores de Warriors.

Los jugadores de Warriors. EFE

La hora de la acción y el espectáculo llegará al mundo de la NBA con el inicio este martes de la nueva temporada 2015-16 que tendrá de como defensores del título a los Warriors de Golden State, quienes buscarán revalidarlo y dejar en evidencia a todos los que han cuestionado el gran triunfo que consiguieron la pasada temporada.

A pesar de que no tendrán en el banquillo al entrenador Steve Kerr, se recupera de una doble operación de espalda, su hombre de confianza, el exjugador Luke Walton, estará ocupando su puesto con el mismo núcleo de la pasada temporada, en el que la gran figura es el base Stephen Curry, y la misma filosofía de juego ofensivo y pleno de espectáculo.

Los Warriors llegan más hechos, más seguros y con la confianza que les da el ser campeones, al margen de las declaraciones "provocativas" que hizo el entrenador de Los Ángeles Clippers, Doc Rivers, al cuestionar que su triunfo se debió a la suerte porque no se enfrentaron contra ellos o los Spurs de San Antonio.

Precisamente, el equipo tejano con la incorporación del ala-pívot LaMarcus Aldridge, al que ficharon como agente libre, además de la llegada de otro veterano como Davis West, los convierten también en grandes favoritos a luchar por el título de la Conferencia Oeste, al igual que los Clippers, Rockets de Houston, reforzados con el base Ty Lawson y los Thunder de Oklahoma City, que estrenan nuevo entrenador con el novato Billy Donovan.

Los Grizzlies de Memphis también formaran parte de los equipos que pueden alcanzar las 50 victorias, gracias a su juego defensivo y la aportación del pívot español Marc Gasol, considerado por los gerentes generales de la NBA como el mejor de la competición, pero sus posibilidades de superar a las anteriores franquicias en la lucha por el título será mucho más complicado.

El equipo que puede ser la gran revelación y que consigan entrar a formar parte de los que luchen por el título serán los Pelicans de Nueva Orleans con el ala-pívot Anthony Davis de gran estrella, considerado el jugador alto de mayor proyección de cara al futuro, que esta temporada tendrá además al nuevo entrenador Alvin Gentry, el exasistente de Kerr que ayudó a los Warriors a ser campeones.

El resto de los equipos, incluidos Los Ángeles Lakers, que inician un nuevo proceso de reconstrucción y tendrán a su estrella, el escolta Kobe Bryant, de 37 años, en su último año de contrato y tal vez como profesional de la NBA, su objetivo es luchar por el octavo puesto que les de derecho a estar en la fase final.

Los Timberwolves de Minnesota, que han sufrido la perdida por fallecimiento del entrenador y presidente de operaciones Flip Saunders, de 60 años, a causa de la enfermedad del cáncer, llegan con el equipo más joven de la NBA y el ala-pívot novato de origen dominicano Karl-Anthony Towns, número en el pasado sorteo universitario, de gran estrella.

Los progresos que haga Towns, que tendrá de mentor al veterano 'All-Star' Kevin Garnett, podrá permitir al equipo estar en la lucha por alcanzar también el octavo puesto de los 'playoffs'.

Una temporada más la Conferencia Oeste será la más fuerte y en la que se da mayor competitividad a la hora de alcanzar el título, todo lo contrario de lo que sucede en la del Este, donde los Cavaliers de Cleveland, actuales campeones, llegan favoritos.

La presencia dentro de su plantilla del alero estrella LeBron James les hace merecedores a ese favoritismo, además de contar con el mismo núcleo de la pasada temporada tras la firma del ala-pívot Tristan Thompson, el único jugador que les quedaba sin contrato.

De esta manera James con Thompson, el ala-pívot Kevin Love, el base Kyrie Irving, y los pivotes, el ruso Timofey Mozgov y el brasileño Anderson Varejao, de compañeros buscarán estar de nuevo en las Finales de la NBA y luchar por el ansiado anillo de campeones que todavía no ha podido darle a la franquicia.

Los Bulls de Chicago, con el pívot español Pau Gasol y el base Derrick Rose, serán los rivales más directos que tengan los Cavaliers tanto en la División Central como en la Conferencia, y esta temporada llegan bajo la dirección del nuevo entrenador Fred Hoiberg, que aportará un estimo mucho más ofensivo que el que tuvo su predecesor en el cargo Tom Thibodeau, que fue despedido.

Los Hawks de Atlanta, que la pasada temporada lucharon por el título junto a los Cavaliers, se han reforzado con la llegada del pívot brasileño Tiago Splitter, que formará pareja junto al dominicano Al Horford, pero el resto de los puestos del equipo no han mejorado, aunque se mantienen competitivos.

Lo mismo se espera de los Pacers de Indiana, que tendrán de vuelta recuperado al alero estrella Paul George y consiguieron las incorporaciones del escolta Monta Ellis y al pívot Jordan Hill a cambio del jamaiquino Roy Hibbert que se fue a los Lakers.

Los Raptors de Toronto con los refuerzos del ala-pívot argentino Luis Scola, que dejó a los Pacers, el alero DeMare Carroll, que se fue de los Hawks, y el pívot congoleño Bismack Biyombo, los coloca también en el grupo de los que luchen por el título.

Los Heat de Miami con el base esloveno Goran Dragic pueden volver a ser equipo ganador y tal vez den más de una sorpresa durante la temporada regular y estar entre los ocho que pasen a la fase final.

Del resto de los equipos, incluidos los Celtics de Boston, Nets de Brooklyn y Knicks de Nueva York, buscarán mejorar su rendimiento en comparación con la pasada temporada, pero sin aspiraciones a estar entre los que luchen por el título de la conferencia.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios