El Brent baja un 0,17 por ciento y cierra en 114,33 dólares

El mundo consumirá en 896 millones de barriles de crudo por día (mbd) en 2013, apenas un 0,8 % más que este año, un estancamiento provocado por la inestabilidad y las dudas sobre la evolución de la economía mundial, advirtió hoy la OPEP en su informe mensual sobre el mercado.En esta previsión actualizada, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) apenas varía el pronóstico formulado en septiembre, e insiste en la dificultad de hacer un cálculo exacto debido a "las incertidumbres que afronta la economía mundial"."El confuso panorama económico actual está convirtiendo en un objetivo desafiante la previsión del aumento del consumo de crudo del próximo año", indican los expertos de la OPEP.Variables como la evolución del PIB, el precio del crudo e incluso factores meteorológicos hacen que los pronósticos de crecimiento puedan variar hasta un 20 por ciento a la baja.El informe destaca que, dentro del mundo industrializado, son los países de Europa Occidental los únicos en los que la demanda no sólo no crecerá sustancialmente sino que incluso caerá.Así, en 2013 esta región consumirá 240.000 barriles de crudo al día menos que durante el presente año.Incluso en Estados Unidos y China, los países que tiraron en 2012 de la demanda de crudo mundial, el consumo se verá afectado por una ralentización de la producción industrial.El país asiático, cuya economía se prevé que crezca un 8 por ciento en 2013, sólo consumirá el próximo año un 3,6 por ciento más de petróleo que en 2012.La OPEP explica que la crisis en los países más ricos ha afectado a las economías muy dependientes de la exportación, como la china.El informe del grupo petrolero se refiere también a las políticas de austeridad en la zona del euro y a la débil recuperación económica en Japón como otros de los factores que explican la desaceleración económica mundial y, por tanto, el estancamiento en el consumo de crudo.El análisis de la OPEP destaca también la parálisis que experimenta el mercado automovilístico, un sector importante para el consumo de crudo.Así, la OPEP se refiere a un aumento de las ventas en EEUU del 3 por ciento, al estancamiento o incluso a la caída en la industria europea y a un aumento, aunque inferior al de 2012, en Japón.Respecto a los niveles de producción, la OPEP prevé que la demanda de su crudo será de 29,8 millones de barriles diarios en 2013 y que aportará así casi el 35 por ciento del "oro negro" que consumirá el mundo en 2013.El pasado septiembre, la producción conjunta de los 12 socios del grupo petrolero sumó 31,08 mbd.

El mundo consumirá en 896 millones de barriles de crudo por día (mbd) en 2013, apenas un 0,8 % más que este año, un estancamiento provocado por la inestabilidad y las dudas sobre la evolución de la economía mundial, advirtió hoy la OPEP en su informe mensual sobre el mercado.En esta previsión actualizada, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) apenas varía el pronóstico formulado en septiembre, e insiste en la dificultad de hacer un cálculo exacto debido a "las incertidumbres que afronta la economía mundial"."El confuso panorama económico actual está convirtiendo en un objetivo desafiante la previsión del aumento del consumo de crudo del próximo año", indican los expertos de la OPEP.Variables como la evolución del PIB, el precio del crudo e incluso factores meteorológicos hacen que los pronósticos de crecimiento puedan variar hasta un 20 por ciento a la baja.El informe destaca que, dentro del mundo industrializado, son los países de Europa Occidental los únicos en los que la demanda no sólo no crecerá sustancialmente sino que incluso caerá.Así, en 2013 esta región consumirá 240.000 barriles de crudo al día menos que durante el presente año.Incluso en Estados Unidos y China, los países que tiraron en 2012 de la demanda de crudo mundial, el consumo se verá afectado por una ralentización de la producción industrial.El país asiático, cuya economía se prevé que crezca un 8 por ciento en 2013, sólo consumirá el próximo año un 3,6 por ciento más de petróleo que en 2012.La OPEP explica que la crisis en los países más ricos ha afectado a las economías muy dependientes de la exportación, como la china.El informe del grupo petrolero se refiere también a las políticas de austeridad en la zona del euro y a la débil recuperación económica en Japón como otros de los factores que explican la desaceleración económica mundial y, por tanto, el estancamiento en el consumo de crudo.El análisis de la OPEP destaca también la parálisis que experimenta el mercado automovilístico, un sector importante para el consumo de crudo.Así, la OPEP se refiere a un aumento de las ventas en EEUU del 3 por ciento, al estancamiento o incluso a la caída en la industria europea y a un aumento, aunque inferior al de 2012, en Japón.Respecto a los niveles de producción, la OPEP prevé que la demanda de su crudo será de 29,8 millones de barriles diarios en 2013 y que aportará así casi el 35 por ciento del "oro negro" que consumirá el mundo en 2013.El pasado septiembre, la producción conjunta de los 12 socios del grupo petrolero sumó 31,08 mbd.

Más noticias

0 Comentarios