La UE y Ecuador avanzan en las negociaciones para un acuerdo comercial

El ministro de Comercio Exterior, Francisco Rivadeneira. EFE/Archivo El ministro de Comercio Exterior, Francisco Rivadeneira. EFE/Archivo

El ministro de Comercio Exterior, Francisco Rivadeneira. EFE/Archivo

La Unión Europea (UE) y Ecuador concluyeron hoy con "importantes progresos" la primera ronda de trabajos desde que decidieron retomar las negociaciones para un tratado comercial que el bloque ya firmó con Colombia y Perú."La buena preparación y compromiso activo de ambas partes ha permitido realizar importantes progresos a lo largo de la semana de conversaciones hacia un resultado que beneficiaría el comercio y la inversión entre la UE y Ecuador, al tiempo que se tienen en cuenta las sensibilidades clave de las dos partes", expresó la Comisión Europea (CE) en un comunicado, al término de la ronda.También destacó que estas negociaciones van encaminadas a que Ecuador pueda incorporarse al tratado comercial que el bloque europeo tiene en vigor con Colombia y Perú, una opción que estaba "explícitamente prevista" en el texto.Ecuador abandonó en 2009 las negociaciones que mantenía junto a Colombia y Perú de un tratado comercial con la UE, por considerar que los resultados no iban encaminados a favorecer el desarrollo del país.En la primera semana de negociaciones oficiales que las partes celebran desde entonces, los jefes negociadores discutieron el acceso a mercados de bienes, servicios y establecimiento y compras públicas, así como "ciertas partes del texto del acuerdo con el objetivo de hacer posible que Ecuador se una a él", agregó la CE."Ambas partes acordaron que, aunque ésta sólo ha sido la primera ronda de las conversaciones retomadas, los avances fueron buenos y que esperan progresar rápidamente", apuntó el Ejecutivo comunitario, la institución encargada de negociar este tipo de acuerdos en nombre de los Veintiocho.A continuación, cada parte seguirá con los trabajos internos para "evaluar los resultados de esta ronda y preparar los siguientes pasos del proceso", según la CE.La delegación ecuatoriana ha estado encabezada por el ministro de Comercio Exterior, Francisco Rivadeneira, quien en una entrevista con Efe explicó este jueves que confía en cerrar un acuerdo en "tres o cuatro" rondas, y que "no hay razón" para no concluirlas en el primer semestre de este año.Rivadeneira afirmó que su país está más preparado que hace cinco años para negociar un tratado comercial con un bloque como la UE, y se mostró optimista sobre la posibilidad de lograr un pacto "mejor" que el conseguido por los Gobiernos de Bogotá y Lima.Argumentó que Ecuador es un país "dolarizado" y de menor desarrollo que sus socios andinos, por lo que a su juicio debe recibir de Europa "un trato especial y diferenciado" y, en definitiva, "más de lo que les dieron a Colombia y Perú".El ministro dejó claro que Ecuador se va a integrar en el acuerdo multipartito acordado entre la UE y Colombia y Perú, pero insistió en que habrá la posibilidad de adaptar el texto a sus "particularidades específicas"."Nos incorporamos a un acuerdo que tiene un tronco común, elementos comunes, pero que tiene grandes particularidades para cada caso", enfatizó.Desde el punto de vista de Rivadeneira, se han sentado las bases para que Quito entre a negociar de lleno con la UE algunos de los temas que considera más "sensibles" en el acuerdo, como la propiedad intelectual, las compras públicas y los servicios y establecimientos.Al margen de esos asuntos, cuya negociación se prevé más delicada, el ministro reconoció que pueden "quedar para el final" algunos puntos de acceso al mercado de bienes agrícolas e industriales, como pueden ser productos "competidores directos o sustitutos" de los europeos (cereales, oleaginosas o lácteos).El acuerdo comercial firmado por la UE con Colombia y Perú en 2012 se aplica de forma provisional desde el 1 de marzo y el 1 de agosto de 2013, respectivamente.El pacto ha supuesto la apertura de los mercados entre esas tres partes y se prevé que les permita llegar a ahorrar unos 500 millones de euros anuales gracias a la supresión de barreras comerciales.No obstante, la Comisión subrayó que es el contexto "mejorado y más estable para el comercio y las inversiones" que aporta el tratado lo que se espera que genere los mayores beneficios.

La Unión Europea (UE) y Ecuador concluyeron hoy con "importantes progresos" la primera ronda de trabajos desde que decidieron retomar las negociaciones para un tratado comercial que el bloque ya firmó con Colombia y Perú."La buena preparación y compromiso activo de ambas partes ha permitido realizar importantes progresos a lo largo de la semana de conversaciones hacia un resultado que beneficiaría el comercio y la inversión entre la UE y Ecuador, al tiempo que se tienen en cuenta las sensibilidades clave de las dos partes", expresó la Comisión Europea (CE) en un comunicado, al término de la ronda.También destacó que estas negociaciones van encaminadas a que Ecuador pueda incorporarse al tratado comercial que el bloque europeo tiene en vigor con Colombia y Perú, una opción que estaba "explícitamente prevista" en el texto.Ecuador abandonó en 2009 las negociaciones que mantenía junto a Colombia y Perú de un tratado comercial con la UE, por considerar que los resultados no iban encaminados a favorecer el desarrollo del país.En la primera semana de negociaciones oficiales que las partes celebran desde entonces, los jefes negociadores discutieron el acceso a mercados de bienes, servicios y establecimiento y compras públicas, así como "ciertas partes del texto del acuerdo con el objetivo de hacer posible que Ecuador se una a él", agregó la CE."Ambas partes acordaron que, aunque ésta sólo ha sido la primera ronda de las conversaciones retomadas, los avances fueron buenos y que esperan progresar rápidamente", apuntó el Ejecutivo comunitario, la institución encargada de negociar este tipo de acuerdos en nombre de los Veintiocho.A continuación, cada parte seguirá con los trabajos internos para "evaluar los resultados de esta ronda y preparar los siguientes pasos del proceso", según la CE.La delegación ecuatoriana ha estado encabezada por el ministro de Comercio Exterior, Francisco Rivadeneira, quien en una entrevista con Efe explicó este jueves que confía en cerrar un acuerdo en "tres o cuatro" rondas, y que "no hay razón" para no concluirlas en el primer semestre de este año.Rivadeneira afirmó que su país está más preparado que hace cinco años para negociar un tratado comercial con un bloque como la UE, y se mostró optimista sobre la posibilidad de lograr un pacto "mejor" que el conseguido por los Gobiernos de Bogotá y Lima.Argumentó que Ecuador es un país "dolarizado" y de menor desarrollo que sus socios andinos, por lo que a su juicio debe recibir de Europa "un trato especial y diferenciado" y, en definitiva, "más de lo que les dieron a Colombia y Perú".El ministro dejó claro que Ecuador se va a integrar en el acuerdo multipartito acordado entre la UE y Colombia y Perú, pero insistió en que habrá la posibilidad de adaptar el texto a sus "particularidades específicas"."Nos incorporamos a un acuerdo que tiene un tronco común, elementos comunes, pero que tiene grandes particularidades para cada caso", enfatizó.Desde el punto de vista de Rivadeneira, se han sentado las bases para que Quito entre a negociar de lleno con la UE algunos de los temas que considera más "sensibles" en el acuerdo, como la propiedad intelectual, las compras públicas y los servicios y establecimientos.Al margen de esos asuntos, cuya negociación se prevé más delicada, el ministro reconoció que pueden "quedar para el final" algunos puntos de acceso al mercado de bienes agrícolas e industriales, como pueden ser productos "competidores directos o sustitutos" de los europeos (cereales, oleaginosas o lácteos).El acuerdo comercial firmado por la UE con Colombia y Perú en 2012 se aplica de forma provisional desde el 1 de marzo y el 1 de agosto de 2013, respectivamente.El pacto ha supuesto la apertura de los mercados entre esas tres partes y se prevé que les permita llegar a ahorrar unos 500 millones de euros anuales gracias a la supresión de barreras comerciales.No obstante, la Comisión subrayó que es el contexto "mejorado y más estable para el comercio y las inversiones" que aporta el tratado lo que se espera que genere los mayores beneficios.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios