Merkel dice que los inmigrantes económicos se tendrán que marchar de la UE

La canciller alemana, Angela Merkel, dijo hoy en Madrid que a los inmigrantes que lleguen a la Unión Europea (UE) por razones económicas, "aunque nos duela el corazón, hay que dejarles claro que se tienen que ir".Merkel, que intervino en el Congreso del Partido Popular Europeo (PPE) que se cierra hoy en Madrid, afirmó que "solo pueden quedarse en la UE los que huyen de la guerra y el terrorismo...a esos los tenemos que ayudar a encontrar un nuevo hogar".Pero sí quiso dejar claro que "todo el que llega a Europa tiene el derecho a que se le trate como persona. Tenemos una Carta de Derechos Fundamentales y nos tiene que servir para tratar a los que lleguen de forma humanitaria"."En las fronteras exteriores, en Italia, Malta, Chipre o Grecia se vive un reto de proporciones inusitadas", afirmó la canciller alemana."Vemos que se nos acercan los migrantes a nuestras fronteras. Vemos los refugiados, los desplazados por la guerra en Siria; es un desafío mundial y por eso tenemos que proteger nuestras fronteras exteriores. El acuerdo de Dublín establece que los estados con fronteras exteriores son los encargados de protegerlas", precisó.Sin embargo, puntualizó, "tenemos que ver cómo podemos hacer todos esa tarea forma conjunta. Podemos sacar lecciones de esta crisis", manifestó Merkel, quien subrayó en que "hay que agilizarlos mecanismos y la transferencia de personal de control de las fronteras"."Hay que rescatar a las personas no solo proteger las fronteras. Tenemos que hablar con Turquía. Es adecuado que la Comisión (Europea) hable con Turquía. Hay que repartir las cargas. Es necesario hacer algo a nivel político y también a nivel militar", señaló la canciller alemana, quien expresó su complacencia con la decisión tomada por EEUU de permanecer con sus tropas en Afganistán más allá de 2016.La canciller abogó por la necesidad de seguir combatiendo en diferentes frentes, más allá de la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI).A juicio de la jefa del Gobierno alemán, es necesario "repartir la carga, asumir las tareas y hacerlo de forma justa en función de las posibilidades de cada uno; eso es lo que ha hecho Europa siempre, es su gran éxito, su gran logro"."Esta crisis migratoria es el gran desafío de Europa, pero no podemos trabajar de forma aislada; Europa puede hacerlo en conjunto", señaló."Queremos un mundo abierto. Ahora en Europa, y después de 25 años, nos enfrentamos a grandes retos y desafíos. Acabamos de celebrar el 25 aniversario de la reunificación de Alemania y el fin de la guerra fría", dijo la canciller.Por otro lado, la canciller alemana fue tajante al defender el principio de la integridad territorial."No se puede ceder en relación a la integridad territorial", recalcó Merkel."Ahora vivimos en nuestras fronteras exteriores eventos que nos parecían imposibles, como el conflicto de Ucrania, que es un país vecino de Polonia y por tanto nuestro", dijo.Al cumplirse 25 años de la reunificación alemana y del final de la Guerra Fría "pensábamos que el principio de la integridad territorial no se iba a vulnerar"."Sin embargo -manifestó-, hemos visto el caso de Crimea" y los ataques de los separatistas prorrusos en el este ucraniano, como ejemplos de la vulneración de la integridad territorial, dijo.Por otro lado, Merkel hizo una defensa del programa de los partidos integrados en el PPE, en particular en aquellos países donde gobiernos de esta tendencia han tenido que acometer las reformas impuestas por la crisis económica."Cuando vemos la situación de España, lo que ha pasado en Irlanda, lo que ha pasado en Portugal, vemos que nuestros programas son los que arrojan los buenos resultados. ¿Alguien piensa que se habría tomado el rumbo adecuado sin los populares? No les hemos contado mentiras a los ciudadanos, hemos dicho lo que había que hacer", afirmó."Hemos conseguido capear el temporal de la crisis y ahora hay que poner toda la carne en el asador,no podemos relajarnos, para que los Veintiocho avancen", manifestó.

La canciller alemana, Angela Merkel, dijo hoy en Madrid que a los inmigrantes que lleguen a la Unión Europea (UE) por razones económicas, "aunque nos duela el corazón, hay que dejarles claro que se tienen que ir".Merkel, que intervino en el Congreso del Partido Popular Europeo (PPE) que se cierra hoy en Madrid, afirmó que "solo pueden quedarse en la UE los que huyen de la guerra y el terrorismo...a esos los tenemos que ayudar a encontrar un nuevo hogar".Pero sí quiso dejar claro que "todo el que llega a Europa tiene el derecho a que se le trate como persona. Tenemos una Carta de Derechos Fundamentales y nos tiene que servir para tratar a los que lleguen de forma humanitaria"."En las fronteras exteriores, en Italia, Malta, Chipre o Grecia se vive un reto de proporciones inusitadas", afirmó la canciller alemana."Vemos que se nos acercan los migrantes a nuestras fronteras. Vemos los refugiados, los desplazados por la guerra en Siria; es un desafío mundial y por eso tenemos que proteger nuestras fronteras exteriores. El acuerdo de Dublín establece que los estados con fronteras exteriores son los encargados de protegerlas", precisó.Sin embargo, puntualizó, "tenemos que ver cómo podemos hacer todos esa tarea forma conjunta. Podemos sacar lecciones de esta crisis", manifestó Merkel, quien subrayó en que "hay que agilizarlos mecanismos y la transferencia de personal de control de las fronteras"."Hay que rescatar a las personas no solo proteger las fronteras. Tenemos que hablar con Turquía. Es adecuado que la Comisión (Europea) hable con Turquía. Hay que repartir las cargas. Es necesario hacer algo a nivel político y también a nivel militar", señaló la canciller alemana, quien expresó su complacencia con la decisión tomada por EEUU de permanecer con sus tropas en Afganistán más allá de 2016.La canciller abogó por la necesidad de seguir combatiendo en diferentes frentes, más allá de la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI).A juicio de la jefa del Gobierno alemán, es necesario "repartir la carga, asumir las tareas y hacerlo de forma justa en función de las posibilidades de cada uno; eso es lo que ha hecho Europa siempre, es su gran éxito, su gran logro"."Esta crisis migratoria es el gran desafío de Europa, pero no podemos trabajar de forma aislada; Europa puede hacerlo en conjunto", señaló."Queremos un mundo abierto. Ahora en Europa, y después de 25 años, nos enfrentamos a grandes retos y desafíos. Acabamos de celebrar el 25 aniversario de la reunificación de Alemania y el fin de la guerra fría", dijo la canciller.Por otro lado, la canciller alemana fue tajante al defender el principio de la integridad territorial."No se puede ceder en relación a la integridad territorial", recalcó Merkel."Ahora vivimos en nuestras fronteras exteriores eventos que nos parecían imposibles, como el conflicto de Ucrania, que es un país vecino de Polonia y por tanto nuestro", dijo.Al cumplirse 25 años de la reunificación alemana y del final de la Guerra Fría "pensábamos que el principio de la integridad territorial no se iba a vulnerar"."Sin embargo -manifestó-, hemos visto el caso de Crimea" y los ataques de los separatistas prorrusos en el este ucraniano, como ejemplos de la vulneración de la integridad territorial, dijo.Por otro lado, Merkel hizo una defensa del programa de los partidos integrados en el PPE, en particular en aquellos países donde gobiernos de esta tendencia han tenido que acometer las reformas impuestas por la crisis económica."Cuando vemos la situación de España, lo que ha pasado en Irlanda, lo que ha pasado en Portugal, vemos que nuestros programas son los que arrojan los buenos resultados. ¿Alguien piensa que se habría tomado el rumbo adecuado sin los populares? No les hemos contado mentiras a los ciudadanos, hemos dicho lo que había que hacer", afirmó."Hemos conseguido capear el temporal de la crisis y ahora hay que poner toda la carne en el asador,no podemos relajarnos, para que los Veintiocho avancen", manifestó.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios