París no se inmiscuye en el relevo de las autoridades de la R.Centroafricana

El Gobierno francés se limitó hoy a "tomar nota" de la dimisión del presidente y del primer ministro de transición de la República Centroafricana, al tiempo que aseguró que no va a entrometerse en la cuestión de quiénes les deben suceder."Francia no se inmiscuye en ningún caso en este proceso", subrayó el portavoz de Exteriores francés, Romain Nadal, al ser preguntado por el anuncio de dimisión del jefe de Estado interino, Michel Djotodia, y de su primer ministro, Nicolas Tiangaye."Tomamos nota", comentó Nadal en reacción a esas dimisiones, que se formalizaron durante la cumbre de países del África central organizada en Yamena, la capital chadiana, sobre la crisis en la República Centroafricana.Francia lanzó en noviembre pasado una operación militar en ese país con el argumento de poner coto a las masacres que se estaban extendiendo debido al enfrentamiento entre comunidades y responder a la urgencia humanitaria.En la actualidad hay 1.600 soldados franceses, un dispositivo que no se va a reforzar porque París espera que sean los africanos, con una fuerza que debe incrementarse hasta 6.000 hombres, y eventualmente otros países europeos, los que les respalden para tratar de restablecer las condiciones de paz y seguridad que permitan una transición política.El ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, había anticipado ayer que París no iba a dictar la decisión sobre si había que sustituir a Djotodia, pero había puesto el acento en que había que actuar para poner fin a la parálisis del Estado.Y añadió que en la cumbre de Yamena "Francia está como simple observador, no va a dictar decisiones".

El Gobierno francés se limitó hoy a "tomar nota" de la dimisión del presidente y del primer ministro de transición de la República Centroafricana, al tiempo que aseguró que no va a entrometerse en la cuestión de quiénes les deben suceder."Francia no se inmiscuye en ningún caso en este proceso", subrayó el portavoz de Exteriores francés, Romain Nadal, al ser preguntado por el anuncio de dimisión del jefe de Estado interino, Michel Djotodia, y de su primer ministro, Nicolas Tiangaye."Tomamos nota", comentó Nadal en reacción a esas dimisiones, que se formalizaron durante la cumbre de países del África central organizada en Yamena, la capital chadiana, sobre la crisis en la República Centroafricana.Francia lanzó en noviembre pasado una operación militar en ese país con el argumento de poner coto a las masacres que se estaban extendiendo debido al enfrentamiento entre comunidades y responder a la urgencia humanitaria.En la actualidad hay 1.600 soldados franceses, un dispositivo que no se va a reforzar porque París espera que sean los africanos, con una fuerza que debe incrementarse hasta 6.000 hombres, y eventualmente otros países europeos, los que les respalden para tratar de restablecer las condiciones de paz y seguridad que permitan una transición política.El ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, había anticipado ayer que París no iba a dictar la decisión sobre si había que sustituir a Djotodia, pero había puesto el acento en que había que actuar para poner fin a la parálisis del Estado.Y añadió que en la cumbre de Yamena "Francia está como simple observador, no va a dictar decisiones".

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios