La UE incluye a todos los ministros del Gobierno sirio en su "lista negra"

El precio de los alimentos se ha incrementado hasta un 70 % en las zonas afectadas por el conflicto en Siria en el último año y medio, informó hoy el Programa Mundial de Alimentos (PMA), que advirtió de la imposibilidad de ayudar a los civiles en numerosos puntos del país."En áreas donde se está combatiendo, los precios de los alimentos casi se han doblado. En provincias visitadas por el personal del PAM, estos precios, ya de por sí altos, han aumentado un 20 % adicional", dijo la portavoz del PMA, Elisabeth Byrs.La portavoz añadió que "también se ha observado una escasez de gas para cocinar, que se está vendiendo en el mercado negro un 400 % más caro" que antes del conflicto."El precio del trigo sigue aumentando, pero el pan todavía se puede conseguir sin problemas. Aunque hemos registrado una escasez temporal en el suministro de pan en los lugares en los que se combate, se debe sobre todo a la escasez de harina", agregó Byrs.El PMA está trabajando de manera especial en la distribución de alimentos para los desplazados internos, muchos de los cuales han sufrido un doble desplazamiento, como los habitantes de Homs que huyeron de la violencia hacia Alepo, y han vuelto a emigrar debido a los fuertes combates en esta última ciudad.El número de civiles asistidos en Siria por el PMA desde el pasado mes de septiembre asciende ya a 1,4 millones, en un total de 14 provincias, aunque Byrs subrayó que hay lugares "a los que nadie puede llegar, ni siquiera la Media Luna Roja ni las ONG locales".Estas áreas incluyen la parte vieja de Homs, Alepo, Deir Ezzor y Deraa, así como en algunos puntos de las afueras rurales de Damasco.Al PMA no le consta el número de personas a las que no se puede prestar asistencia: "es muy difícil hablar de números. No tenemos esa información. La situación es muy volátil".Fuera de Siria, el PMA sigue trabajando con los refugiados en Irak, Jordania, Líbano y Turquía, y está en disposición de prestar ayuda a 460.000 personas hasta finales de año.

El precio de los alimentos se ha incrementado hasta un 70 % en las zonas afectadas por el conflicto en Siria en el último año y medio, informó hoy el Programa Mundial de Alimentos (PMA), que advirtió de la imposibilidad de ayudar a los civiles en numerosos puntos del país."En áreas donde se está combatiendo, los precios de los alimentos casi se han doblado. En provincias visitadas por el personal del PAM, estos precios, ya de por sí altos, han aumentado un 20 % adicional", dijo la portavoz del PMA, Elisabeth Byrs.La portavoz añadió que "también se ha observado una escasez de gas para cocinar, que se está vendiendo en el mercado negro un 400 % más caro" que antes del conflicto."El precio del trigo sigue aumentando, pero el pan todavía se puede conseguir sin problemas. Aunque hemos registrado una escasez temporal en el suministro de pan en los lugares en los que se combate, se debe sobre todo a la escasez de harina", agregó Byrs.El PMA está trabajando de manera especial en la distribución de alimentos para los desplazados internos, muchos de los cuales han sufrido un doble desplazamiento, como los habitantes de Homs que huyeron de la violencia hacia Alepo, y han vuelto a emigrar debido a los fuertes combates en esta última ciudad.El número de civiles asistidos en Siria por el PMA desde el pasado mes de septiembre asciende ya a 1,4 millones, en un total de 14 provincias, aunque Byrs subrayó que hay lugares "a los que nadie puede llegar, ni siquiera la Media Luna Roja ni las ONG locales".Estas áreas incluyen la parte vieja de Homs, Alepo, Deir Ezzor y Deraa, así como en algunos puntos de las afueras rurales de Damasco.Al PMA no le consta el número de personas a las que no se puede prestar asistencia: "es muy difícil hablar de números. No tenemos esa información. La situación es muy volátil".Fuera de Siria, el PMA sigue trabajando con los refugiados en Irak, Jordania, Líbano y Turquía, y está en disposición de prestar ayuda a 460.000 personas hasta finales de año.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios