La UE achaca a problemas culturales los ataques internos en Afganistán

El líder de la misión de la Unión Europea (UE) de entrenamiento policial en Afganistán (EUPOL), Karl Åke Roghe, afirmó hoy que los ataques internos contra las fuerzas occidentales en ese país se deben en gran medida a una falta de conocimiento de la cultura afgana."Los ataques desde el interior (perpetrados por militares o policías afganos) son un gran problema desde una perspectiva militar. Cuando analizamos estos ataques desde dentro, vemos que muchos están relacionados con el desconocimiento de la cultura en Afganistán", indicó en una rueda de prensa.Roghe aseguró que la misión EUPOL, por el momento, no se ha visto afectada por ataques provenientes de agentes de las fuerzas de seguridad afganas."Estamos siguiendo estos ataques internos muy de cerca, y hasta ahora no hemos estado expuestos a ellos. Por el momento, han afectado a los efectivos americanos", dijo."De algún modo están relacionados con que no se tiene una conciencia cultural apropiada en Afganistán", añadió.También se refirió a que una pequeña parte de las disputas están originadas por personas "con antecedentes penales".La misión EUPOL se puso en marcha en junio de 2007 a petición de la OTAN dentro del proceso de apoyo a la expansión de las fuerzas de seguridad y la judicatura afganas como uno de los elementos esenciales de la estabilización del país asiático."Por el momento no estamos tan expuestos (a los ataques internos) desde la perspectiva de nuestra misión, somos una misión especializada centrada en el entrenamiento de oficiales de policía", afirmó.Roghe descartó, por otra parte, que este tipo de ataques afecten el compromiso de la comunidad internacional e insistió que "el apoyo permanecerá igual".Este mismo lunes, el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, reconoció que los ataques por parte de uniformados afganos -que han provocado más de medio centenar de bajas en lo que va de año- han minado la confianza entre las tropas internacionales y las afganas, pero se comprometió a hacer todo para hacerles frente.Roghe, por otra parte, recordó que el actual mandato de la misión europea concluye en mayo del año próximo, y que corresponde a los Estados miembros discutir su extensión.En su opinión, la transición de la seguridad en Afganistán, que a finales de 2014 deberá haber pasado por completo de la OTAN a las fuerzas de seguridad afganas, marcha "bien en el plano militar".EUPOL cuenta con aproximadamente 350 efectivos internacionales (aprovisionados por 23 Estados miembros y otros cuatro países de fuera de la UE) y 200 agentes locales.El objetivo de la misión europea es entrenar a la policía afgana para que transforme su naturaleza militar en civil, y se ajuste a los estándares internacionales de respeto al estados de derecho y los derechos humanos.También intenta crear un marco de conexión entre la policía y la Justicia afgana y eliminar la corrupción en el cuerpo policial, así como proporcionar consejo y buenas prácticas al Ministerio de Justicia de ese país.

El líder de la misión de la Unión Europea (UE) de entrenamiento policial en Afganistán (EUPOL), Karl Åke Roghe, afirmó hoy que los ataques internos contra las fuerzas occidentales en ese país se deben en gran medida a una falta de conocimiento de la cultura afgana."Los ataques desde el interior (perpetrados por militares o policías afganos) son un gran problema desde una perspectiva militar. Cuando analizamos estos ataques desde dentro, vemos que muchos están relacionados con el desconocimiento de la cultura en Afganistán", indicó en una rueda de prensa.Roghe aseguró que la misión EUPOL, por el momento, no se ha visto afectada por ataques provenientes de agentes de las fuerzas de seguridad afganas."Estamos siguiendo estos ataques internos muy de cerca, y hasta ahora no hemos estado expuestos a ellos. Por el momento, han afectado a los efectivos americanos", dijo."De algún modo están relacionados con que no se tiene una conciencia cultural apropiada en Afganistán", añadió.También se refirió a que una pequeña parte de las disputas están originadas por personas "con antecedentes penales".La misión EUPOL se puso en marcha en junio de 2007 a petición de la OTAN dentro del proceso de apoyo a la expansión de las fuerzas de seguridad y la judicatura afganas como uno de los elementos esenciales de la estabilización del país asiático."Por el momento no estamos tan expuestos (a los ataques internos) desde la perspectiva de nuestra misión, somos una misión especializada centrada en el entrenamiento de oficiales de policía", afirmó.Roghe descartó, por otra parte, que este tipo de ataques afecten el compromiso de la comunidad internacional e insistió que "el apoyo permanecerá igual".Este mismo lunes, el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, reconoció que los ataques por parte de uniformados afganos -que han provocado más de medio centenar de bajas en lo que va de año- han minado la confianza entre las tropas internacionales y las afganas, pero se comprometió a hacer todo para hacerles frente.Roghe, por otra parte, recordó que el actual mandato de la misión europea concluye en mayo del año próximo, y que corresponde a los Estados miembros discutir su extensión.En su opinión, la transición de la seguridad en Afganistán, que a finales de 2014 deberá haber pasado por completo de la OTAN a las fuerzas de seguridad afganas, marcha "bien en el plano militar".EUPOL cuenta con aproximadamente 350 efectivos internacionales (aprovisionados por 23 Estados miembros y otros cuatro países de fuera de la UE) y 200 agentes locales.El objetivo de la misión europea es entrenar a la policía afgana para que transforme su naturaleza militar en civil, y se ajuste a los estándares internacionales de respeto al estados de derecho y los derechos humanos.También intenta crear un marco de conexión entre la policía y la Justicia afgana y eliminar la corrupción en el cuerpo policial, así como proporcionar consejo y buenas prácticas al Ministerio de Justicia de ese país.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios