Las pirámides de Egipto se iluminarán de rosa para celebrar el Día de la Niña

La costumbre de casar a menores que aún no han cumplido la mayoría de edad está muy arraigada en la sociedad jordana y ha aumentado con la llegada al país de refugiados, informó el Fondo de Población de la ONU (UNFPA) con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de la Niña.Varios padres sirios han forzado a sus hijas de 15 años a casarse con jordanos para que sus familias puedan abandonar el campo de refugiados de Zaatari, situado en una zona desértica del norte del país, según el coordinador del programa de emergencias de la UNFPA, Shible Sahbani, citado hoy por el diario Jordan Times.La solución para acabar con estas prácticas pasa por la educación de las mujeres del campo de refugiados sobre las graves consecuencias de los matrimonios a edades tempranas, explicó Sahbani en una conferencia ayer en Zaatari.El responsable del UNFPA dijo que los matrimonios de menores, que constituyen una violación de los derechos humanos, han aumentado en algunos países en desarrollo, incluso en los que tienen fijada como edad legal para casarse a partir de los 18 años.Los embarazos en edades tempranas interrumpen el crecimiento normal en el cuerpo de las menores, subrayó Sahbani, quien indicó que hay estudios que apuntan que las jóvenes que se casan antes de los 18 años sufren a menudo el maltrato de sus maridos.La conferencia fue organizada con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de la Niña, bajo el lema "Acabar con el Matrimonio de Menores".En Jordania, un 6,8 por ciento de las mujeres casadas tienen menos de 18 años, según las últimas estadísticas, de 2009, según el rotativo, que no precisa la fuente de estos datos.Los defensores de los casamientos de menores citan versos del Corán y sostienen que esta práctica es para salvaguardar la virtud de las niñas y evitar que tengan relaciones sexuales fuera del matrimonio, añade el periódico.

La costumbre de casar a menores que aún no han cumplido la mayoría de edad está muy arraigada en la sociedad jordana y ha aumentado con la llegada al país de refugiados, informó el Fondo de Población de la ONU (UNFPA) con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de la Niña.Varios padres sirios han forzado a sus hijas de 15 años a casarse con jordanos para que sus familias puedan abandonar el campo de refugiados de Zaatari, situado en una zona desértica del norte del país, según el coordinador del programa de emergencias de la UNFPA, Shible Sahbani, citado hoy por el diario Jordan Times.La solución para acabar con estas prácticas pasa por la educación de las mujeres del campo de refugiados sobre las graves consecuencias de los matrimonios a edades tempranas, explicó Sahbani en una conferencia ayer en Zaatari.El responsable del UNFPA dijo que los matrimonios de menores, que constituyen una violación de los derechos humanos, han aumentado en algunos países en desarrollo, incluso en los que tienen fijada como edad legal para casarse a partir de los 18 años.Los embarazos en edades tempranas interrumpen el crecimiento normal en el cuerpo de las menores, subrayó Sahbani, quien indicó que hay estudios que apuntan que las jóvenes que se casan antes de los 18 años sufren a menudo el maltrato de sus maridos.La conferencia fue organizada con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de la Niña, bajo el lema "Acabar con el Matrimonio de Menores".En Jordania, un 6,8 por ciento de las mujeres casadas tienen menos de 18 años, según las últimas estadísticas, de 2009, según el rotativo, que no precisa la fuente de estos datos.Los defensores de los casamientos de menores citan versos del Corán y sostienen que esta práctica es para salvaguardar la virtud de las niñas y evitar que tengan relaciones sexuales fuera del matrimonio, añade el periódico.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios