Indígenas hondureños piden a la relatora de la ONU que se les tome más en cuenta

Indígenas hondureños piden a la relatora de la ONU que se les tome más en cuenta Indígenas hondureños piden a la relatora de la ONU que se les tome más en cuenta

Indígenas hondureños piden a la relatora de la ONU que se les tome más en cuenta

Dirigentes de grupos étnicos de Honduras le pidieron hoy a la relatora especial de las Naciones Unidas Victoria Tauli-Corpuz que interceda para que en su país se les tome más en cuenta y exista "un diálogo más profundo".

Dirigentes de grupos étnicos de Honduras le pidieron hoy a la relatora especial de las Naciones Unidas Victoria Tauli-Corpuz que interceda para que en su país se les tome más en cuenta y exista "un diálogo más profundo".

Así lo dijo Tauli-Corpuz, relatora sobre los derechos de los indígenas, tras reunirse en Tegucigalpa con dirigentes de pueblos originarios y afrodescendientes, y representantes de la empresa privada, eventos con los que dio por concluida una visita a Honduras iniciada el domingo.

En una declaración en la que no se permitió a la prensa preguntar, Tauli-Corpuz agradeció al Gobierno de Honduras por la invitación que le hizo para conocer lo que se hace a favor de los pueblos indígenas en el país, donde han sido amenazados y asesinados decenas de dirigentes defensores del ambiente.

Agregó que su visita ha sido para darle seguimiento a las observaciones y recomendaciones que hizo a partir de su primera estancia en Honduras, en 2015, en relación al proceso para regular la consulta libre, previa e informada a los pueblos indígenas y afrohondureños.

Sobre la consulta promovida por el Gobierno, indicó que los representantes de los grupos indígenas y afrodescendientes exigen "un diálogo más profundo", y sostuvo que las autoridades oficiales están dispuestas a seguir escuchando a los grupos étnicos.

Las etnias "consideran que la socialización (de los proyectos) por el momento no es suficiente para poder expresar sus propuestas concretas", subrayó Tauli-Corpuz.

La diplomática se reunió con los líderes de grupos étnicos y de la empresa privada en la Casa de las Naciones Unidas en Tegucigalpa, frente a la que permanecían apostados una veintena de miembros de la Organización Fraternal Negra de Honduras (Ofraneh) y del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh), que era dirigido por Berta Cáceres, asesinada en marzo de 2016.

La coordinadora de la Ofraneh, Miriam Miranda, dijo a Efe que los grupos étnicos del país están siendo excluidos, pero que a nivel internacional el Gobierno que preside Juan Orlando Hernández quiere aparentar lo contrario.

Los afrodescencientes y pueblos indígenas, entre quienes hay líderes enfrentando juicios por reclamar derechos, dijo Miranda, exigen que se les tome en cuenta y que sus problemas sean atendidos, sostuvo.

Una de los indígenas que se reunió hoy con la relatora de las Naciones Unidas es Aurora Duarte, de la etnia pech que habita en el oriente del país, quien indicó a periodistas que exigen que se les tome en cuenta y que "no sean otros los que decidan por nosotros".

Añadió que la relatora, a quien le expusieron sobre amenazas de muerte que reciben líderes indígenas por oponerse a la construcción de proyectos hidroeléctricos, les dijo que ha venido a conocer informes.

La dirigente ambientalista y defensora de derechos humanos Berta Cáceres se oponía a un proyecto hidroeléctrico en el occidente del país.

Por su caso han sido detenidas ocho personas, entre quienes estarían los autores materiales del crimen, pero su familia y el Copinh consideran que falta capturar a los autores intelectuales y exigen que el asesinato de Cáceres no quede en la impunidad.

En noviembre de 2015 Tauli-Corpuz advirtió sobre "la crítica situación a la que se enfrentan los pueblos indígenas de Honduras con respecto a la falta de protección efectiva sobre sus territorios y recursos naturales, y su falta de acceso a la Justicia, educación y salud".

También expresó su preocupación sobre el ambiente generalizado de violencia e impunidad que sufren muchos pueblos indígenas.

"Existe la urgente necesidad de mecanismos legales, administrativos o de otro tipo que permitan a los pueblos indígenas presentar demandas por la violación de sus derechos territoriales, culturales y fundamentales para obtener reparación", indicó entonces la relatora de la ONU.

En su segunda visita a Honduras la relatora se reunió además con altos funcionarios del Gobierno y representantes de la sociedad civil.

Más noticias

0 Comentarios