La eléctrica Edesur pide disculpas a sus clientes por los cortes de luz en Argentina

Un hombre toma el sol el 30 de diciembre de 2013, en el Parque Centenario de Buenos Aires (Argentina). EFE/Archivo Un hombre toma el sol el 30 de diciembre de 2013, en el Parque Centenario de Buenos Aires (Argentina). EFE/Archivo

Un hombre toma el sol el 30 de diciembre de 2013, en el Parque Centenario de Buenos Aires (Argentina). EFE/Archivo

La empresa de distribución eléctrica Edesur, controlada por la española Endesa, pidió hoy disculpas a sus clientes por los prolongados cortes de luz que afectaron a miles de argentinos durante la reciente ola de calor mientras Buenos Aires se prepara de nuevo para dos jornadas de calor extremo."Queremos presentar nuestras disculpas a los clientes que fueron afectados por las interrupciones de suministro derivadas de una ola de calor extraordinaria que ha superado todos los registros históricos del Servicio Meteorológico Nacional", transmitió la eléctrica en una nota difundida a través de la prensa local.Edesur y la eléctrica de capitales argentinos Edenor fueron señaladas por el Ejecutivo de Cristina Fernández como únicas responsables de los numerosos y prolongados cortes de luz registrados en la ciudad de Buenos Aires y su área metropolitana.Ante la persistencia de los apagones durante las dos últimas semanas de diciembre, el Gobierno llegó a advertir a las empresas concesionarias del suministro eléctrico de que si los problemas no se solucionaban, el Gobierno pasaría a hacerse cargo de la distribución.Edesur define la pasada crisis como fruto de una "contingencia excepcional" y aseguró en el comunicado haber realizado durante 2013 las inversiones necesarias para minimizar los problemas por bruscos aumentos de demanda.La inversión total en 2013 ascendió a 970 millones de pesos (unos 150 millones de dólares) en infraestructuras de suministro y en ellas se cuentan el 95 por ciento de las obras financiadas por el Ministerio de Planificación argentino, mientras que el 5 por ciento restante se encuentra aún en ejecución.Edesur alegó también que una vez constatada la magnitud de la ola de calor, la peor registrada en los últimos cien años en Argentina, se puso en marcha un Plan Operativo de Emergencias que "incrementó notoriamente la cantidad de trabajadores para enfrentar la situación excepcional".La semana pasada el Gobierno anunció también que Edenor y Edesur deberán resarcir a los damnificados por los fallos en el suministro eléctrico con indemnizaciones que van desde los 490 a los 870 pesos (entre 75 y 136 dólares), así como hacerse cargo de los equipos dañados.Según el Servicio Meteorológico Nacional, hoy volverán las altas temperaturas a la capital, con una máxima prevista de 35 grados, mientras que mañana los termómetros podrían alcanzar los 37 grados.

La empresa de distribución eléctrica Edesur, controlada por la española Endesa, pidió hoy disculpas a sus clientes por los prolongados cortes de luz que afectaron a miles de argentinos durante la reciente ola de calor mientras Buenos Aires se prepara de nuevo para dos jornadas de calor extremo."Queremos presentar nuestras disculpas a los clientes que fueron afectados por las interrupciones de suministro derivadas de una ola de calor extraordinaria que ha superado todos los registros históricos del Servicio Meteorológico Nacional", transmitió la eléctrica en una nota difundida a través de la prensa local.Edesur y la eléctrica de capitales argentinos Edenor fueron señaladas por el Ejecutivo de Cristina Fernández como únicas responsables de los numerosos y prolongados cortes de luz registrados en la ciudad de Buenos Aires y su área metropolitana.Ante la persistencia de los apagones durante las dos últimas semanas de diciembre, el Gobierno llegó a advertir a las empresas concesionarias del suministro eléctrico de que si los problemas no se solucionaban, el Gobierno pasaría a hacerse cargo de la distribución.Edesur define la pasada crisis como fruto de una "contingencia excepcional" y aseguró en el comunicado haber realizado durante 2013 las inversiones necesarias para minimizar los problemas por bruscos aumentos de demanda.La inversión total en 2013 ascendió a 970 millones de pesos (unos 150 millones de dólares) en infraestructuras de suministro y en ellas se cuentan el 95 por ciento de las obras financiadas por el Ministerio de Planificación argentino, mientras que el 5 por ciento restante se encuentra aún en ejecución.Edesur alegó también que una vez constatada la magnitud de la ola de calor, la peor registrada en los últimos cien años en Argentina, se puso en marcha un Plan Operativo de Emergencias que "incrementó notoriamente la cantidad de trabajadores para enfrentar la situación excepcional".La semana pasada el Gobierno anunció también que Edenor y Edesur deberán resarcir a los damnificados por los fallos en el suministro eléctrico con indemnizaciones que van desde los 490 a los 870 pesos (entre 75 y 136 dólares), así como hacerse cargo de los equipos dañados.Según el Servicio Meteorológico Nacional, hoy volverán las altas temperaturas a la capital, con una máxima prevista de 35 grados, mientras que mañana los termómetros podrían alcanzar los 37 grados.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios