Cancelan fondos federales para escuelas de bajo rendimiento en Colorado

El Departamento de Educación de Colorado decidió cancelar multimillonarios subsidios federales a cinco escuelas públicas con mayoría de estudiantes latinos debido a su bajo rendimiento académico, informó hoy un alto funcionario estatal.Según Keith Owen, subcomisionado de educación, la decisión de suspender los subsidios federales a una escuela en Denver y a cuatro en Pueblo (en el sur del estado) se debe a que se trata de las escuelas "con los menores logros académicos" en el estado."Tratamos de asegurarnos que (el mensaje) fuese claro para todas las escuelas: la continuación (del subsidio federal) por un tercer año dependería de si alcanzaban o no el tipo de progreso correcto", dijo Owen en un comunicado.Eso significa que las cinco escuelas perderán este año por lo menos 2,4 millones de dólares.Los establecimientos afectados son la primera Gilpin, en Denver, y las escuelas medias Pitts, Roncalli, Freed y Risley, en Pueblo.La escuela Gilpin, ubicada en un barrio de mayoría de hispanos y afroamericanos en Denver, cuenta con 210 estudiantes, de los cuales el 60 por ciento son hispanos. Además, más del 80 por ciento de su alumnado proviene de familias de bajos recursos.Debido a su bajo rendimiento, Gilpin se encuentra en el puesto 873 entre las 874 escuelas primarias de Colorado.En Risley, los hispanos representan el 90 por ciento de los 320 alumnos, con un 90 por ciento de estudiantes de familias de bajos recursos.Freed tiene 310 alumnos y un 60 por ciento de hispanos. El 80 por ciento de esos estudiantes califica para subsidios alimenticios. Y en Roncalli, el 70 por ciento de los 650 estudiantes son latinos, con un nivel de pobreza del 75 por ciento.El subcomisionado Owen, indicó que "las escuelas tendrán la oportunidad de volver a solicitar los subsidios federales si pueden demostrar que tienen un plan para lograr significativas mejoras".

El Departamento de Educación de Colorado decidió cancelar multimillonarios subsidios federales a cinco escuelas públicas con mayoría de estudiantes latinos debido a su bajo rendimiento académico, informó hoy un alto funcionario estatal.Según Keith Owen, subcomisionado de educación, la decisión de suspender los subsidios federales a una escuela en Denver y a cuatro en Pueblo (en el sur del estado) se debe a que se trata de las escuelas "con los menores logros académicos" en el estado."Tratamos de asegurarnos que (el mensaje) fuese claro para todas las escuelas: la continuación (del subsidio federal) por un tercer año dependería de si alcanzaban o no el tipo de progreso correcto", dijo Owen en un comunicado.Eso significa que las cinco escuelas perderán este año por lo menos 2,4 millones de dólares.Los establecimientos afectados son la primera Gilpin, en Denver, y las escuelas medias Pitts, Roncalli, Freed y Risley, en Pueblo.La escuela Gilpin, ubicada en un barrio de mayoría de hispanos y afroamericanos en Denver, cuenta con 210 estudiantes, de los cuales el 60 por ciento son hispanos. Además, más del 80 por ciento de su alumnado proviene de familias de bajos recursos.Debido a su bajo rendimiento, Gilpin se encuentra en el puesto 873 entre las 874 escuelas primarias de Colorado.En Risley, los hispanos representan el 90 por ciento de los 320 alumnos, con un 90 por ciento de estudiantes de familias de bajos recursos.Freed tiene 310 alumnos y un 60 por ciento de hispanos. El 80 por ciento de esos estudiantes califica para subsidios alimenticios. Y en Roncalli, el 70 por ciento de los 650 estudiantes son latinos, con un nivel de pobreza del 75 por ciento.El subcomisionado Owen, indicó que "las escuelas tendrán la oportunidad de volver a solicitar los subsidios federales si pueden demostrar que tienen un plan para lograr significativas mejoras".

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios