Miles de venezolanos viajan de Miami a Nueva Orleans para votar

Las calles de Nueva Orleans respiran hoy cierto aire festivo con la llegada de miles de venezolanos residentes en el sureste de Estados Unidos que se han desplazado hasta esta ciudad del estado de Luisiana para votar mañana en las elecciones de su país."Quiero que reine la paz, el orden y la cordialidad, como siempre ha sido entre todos los venezolanos; que mañana se produzca un triunfo para la patria, y no sólo para un candidato", dijo hoy a Efe Graciela Lara.Esta mujer venezolana reside en Boca Ratón, al norte de Miami (Florida), y ha viajado durante dos días en automóvil para poder votar el domingo en el Ernest N. Morial Convention Center, donde ya está todo listo.A este centro de convenciones, a orillas del río Misisipi, acudirán mañana miles de venezolanos convocados a las urnas para votar en las elecciones presidenciales y elegir entre su actual presidente, Hugo Chávez, y el candidato opositor, Henrique Capriles.Tras el cierre del Consulado de Venezuela en Miami, el mayor distrito electoral de Venezuela (con 19.542 venezolanos inscritos residentes en Florida, Carolina del Sur, Carolina del Norte y Georgia), se decidió trasladar el centro de votación a Nueva Orleans.Ello ha motivado a miles de venezolanos residentes en el sur de Estados Unidos, la inmensa mayoría en Florida, a viajar hasta 1.400 kilómetros para ejercer su derecho al voto.Así, en sus calles se respira hoy cierto aire festivo con la progresiva llegada de venezolanos, vestidos muchos de ellos con los colores de su bandera, que celebran saludarse, acuerdan pasar la tarde juntos y contrastan la temprana hora a la que planean acudir al centro de convenciones habilitado para la votación.Otros aprovechan para ir a la iglesia, como Leonor Mendoza, que llegó hoy a esta ciudad desde Miami, rezó por su patria y pidió por "la unión de los venezolanos", según contó luego a Efe, mientras que muchos otros aprovechan para visitar la ciudad, conocida en todo el mundo por su popular carnaval (Mardi Gras) y su arraigada tradición de jazz.La oposición venezolana espera que sólo desde Miami al menos 7.000 votantes se trasladen a Nueva Orleans para participar en las elecciones presidenciales y se han habilitado unos 50 autobuses, 22 furgonetas y 11 vuelos, además de multitud de vehículos privados que también se han puesto a disposición de otros compatriotas.La decisión de trasladar el centro de votación a Nueva Orleans la tomó el Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela, después de que Chávez ordenara en enero pasado cerrar el Consulado de Miami cuando el Departamento de Estado de Estados Unidos declaró persona non grata y expulsó a la cónsul venezolana Livia Acosta Noguera.

Las calles de Nueva Orleans respiran hoy cierto aire festivo con la llegada de miles de venezolanos residentes en el sureste de Estados Unidos que se han desplazado hasta esta ciudad del estado de Luisiana para votar mañana en las elecciones de su país."Quiero que reine la paz, el orden y la cordialidad, como siempre ha sido entre todos los venezolanos; que mañana se produzca un triunfo para la patria, y no sólo para un candidato", dijo hoy a Efe Graciela Lara.Esta mujer venezolana reside en Boca Ratón, al norte de Miami (Florida), y ha viajado durante dos días en automóvil para poder votar el domingo en el Ernest N. Morial Convention Center, donde ya está todo listo.A este centro de convenciones, a orillas del río Misisipi, acudirán mañana miles de venezolanos convocados a las urnas para votar en las elecciones presidenciales y elegir entre su actual presidente, Hugo Chávez, y el candidato opositor, Henrique Capriles.Tras el cierre del Consulado de Venezuela en Miami, el mayor distrito electoral de Venezuela (con 19.542 venezolanos inscritos residentes en Florida, Carolina del Sur, Carolina del Norte y Georgia), se decidió trasladar el centro de votación a Nueva Orleans.Ello ha motivado a miles de venezolanos residentes en el sur de Estados Unidos, la inmensa mayoría en Florida, a viajar hasta 1.400 kilómetros para ejercer su derecho al voto.Así, en sus calles se respira hoy cierto aire festivo con la progresiva llegada de venezolanos, vestidos muchos de ellos con los colores de su bandera, que celebran saludarse, acuerdan pasar la tarde juntos y contrastan la temprana hora a la que planean acudir al centro de convenciones habilitado para la votación.Otros aprovechan para ir a la iglesia, como Leonor Mendoza, que llegó hoy a esta ciudad desde Miami, rezó por su patria y pidió por "la unión de los venezolanos", según contó luego a Efe, mientras que muchos otros aprovechan para visitar la ciudad, conocida en todo el mundo por su popular carnaval (Mardi Gras) y su arraigada tradición de jazz.La oposición venezolana espera que sólo desde Miami al menos 7.000 votantes se trasladen a Nueva Orleans para participar en las elecciones presidenciales y se han habilitado unos 50 autobuses, 22 furgonetas y 11 vuelos, además de multitud de vehículos privados que también se han puesto a disposición de otros compatriotas.La decisión de trasladar el centro de votación a Nueva Orleans la tomó el Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela, después de que Chávez ordenara en enero pasado cerrar el Consulado de Miami cuando el Departamento de Estado de Estados Unidos declaró persona non grata y expulsó a la cónsul venezolana Livia Acosta Noguera.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios