Young fue el bate clave y los Yanquis pierden el juego y a Jeter

El bate del designado Delmong Young surgió en el momento oportuno que lo convirtió en la clave del triunfo logrado por los Tigres de Detroit en el primer juego de la Serie de Campeonato por el banderín de la Liga Americana.Mientras, que sus rivales, los Yanquis de Nueva York no sólo perdieron el duelo, sino que también sufrieron la baja por lo que les puede restar de temporada de su parador en corto, el veterano estelar Derek Jeter y su antesalista estrella Alex Rodríguez sigue sin recuperar el swing con el bate.Los Tigres iniciaron con ventaja la serie por la Liga Americana al superar 6-4 a los Yanquis, aprovechando el bate oportuno de Young, que con doble en el décimo segundo episodio mandó al antesalista venezolano, el rey de Triple Corona, Miguel Cabrera, a la registradora con la carrera del triunfo.La victoria da a los Tigres ventaja de 1-0 en la serie al mejor de siete partidos, y de acuerdo con las estadísticas 25 de los 42 ganadores previos del primer juego de serie de campeonato se han acreditado el banderín de la Americana.Esta vez correspondió a Young definir la pizarra con doble por el jardín derecho para remolcar a la registradora a Cabrera con la carrera que marcó la victoria.Además de jugar con bate oportuno, Young (1) también lo hizo con un bate de poder al pegar de cuatro esquinas en el octavo episodio con batazo de cuatro esquinas sin corredores en los senderos.La novena de Detroit consiguió ventaja de 4-0 en el octavo episodio, pero casi pierden el ritmo cuando en la novena baja se vieron empatados con sendos jonrones del japonés Ichiro Suzuki y del cubano americano Raúl Ibáñez, para forzar los extra innings.Pero el bate de Young recuperó el control de las acciones después de los Yanquis apalearon al cerrador dominicano José Valverde, y ayudó a que el relevista Drew Smyly (1-0) se acreditara el triunfo en dos episodios que tuvo que lanzar hasta conseguir la victoria."Teníamos el liderazgo, pero los Yanquis mostraron una vez más lo que han estado haciendo todo el año, remontado pizarras", destacó Young. "Nuestro equipo también demostró confianza".El toletero agregó que "afortunadamente nosotros mantuvimos la forma, y volvimos a hacernos de la ventaja en el décimo segundo episodio, y el cerrador Drew Smyly simplemente subió a la lomita y concluyó el juego".Mientras que el piloto Jim Leyland consideró que "si nosotros vamos a ser lo suficientemente buenos, tenemos que estar disponibles para pegar bolas que hagan la diferencia, y eso hicimos, pegamos hits que marcaron la ventaja definitiva"."Sobrevivimos a un camino equivocado que tomamos en el noveno episodio", agregó, en clara alusión que le preocupa y ha tomado nota del descontrol que tiene Valverde en los últimos partidos que ha trabajado desde el montículo.Sobre si la lesión de Jeter podría darle ventaja a los Tigres, dijo que "nosotros siempre hemos sido rivales, y cuando pensamos en juego de fase final, siempre pensamos en Jeter".Sin embargo, señalo que ese respeto y rivalidad hace que se sienta mal por lo sucedido a Jeter."Siempre hemos sido contrarios, pero afortunadamente a través de los años siempre nos hemos respetado mutuamente, y me siento muy conmovido de que se haya lesionado. En su momento tendré el gusto de hablar con él y darle todos los ánimos del mundo", destacó Leyland.Los Yanquis, que sólo 24 horas antes tuvieron una noche triunfal al conseguir su pase a la disputa por el banderín de la Americana ante los Orioles, esta vez además del partido, perdieron a Jeter, que presenta fractura en el tobillo izquierdo."Dicen que podrá recuperarse en aproximadamente tres meses", comentó el piloto de los Yanquis, Joe Girardi, quien agregó que "su carrera no está en peligro por la lesión, pero no podrá jugar más este año".El piloto comentó que a pesar del dolor que sentía Jeter, cuando se acercaron a ayudarlo les dijo "no, no, no me carguen"."Ese es el gran Jeter", subrayó Girardi, quien agregó que "siempre está listo para jugar aunque esté lesionado, y aunque esta vez se le veía el dolor en el rostro, también se le veía un gran coraje y frustración por no poder seguir ayudando al equipo".Antes de salir del campo de juego en el décimo segundo episodio, Jeter extendió su marca de carrera con su imparable 200 en juego de fase final.Jeter se une al cerrador panameño Mariano Rivera en la lista de lesionados. Rivera tuvo ruptura de ligamento de rodilla en mayo, cuando trataba de capturar una bola antes de un juego contra los Reales de Kansas City.Mientras que Rodríguez sigue demostrando que no puede salir de su crisis de bateo, y si una noche fue enviado al banquillo, esta vez en tres oportunidades con el bate no pudo hacer contacto con la bola.El segundo juego de la serie se llevará a cabo el domingo, nuevamente en el Yankee Stadium, cuando la novena de Nueva York suba al montículo a su abridor japonés Hiroki Kuroda, quien enfrentará al venezolano Aníbal Sánchez, de los Tigres.

El bate del designado Delmong Young surgió en el momento oportuno que lo convirtió en la clave del triunfo logrado por los Tigres de Detroit en el primer juego de la Serie de Campeonato por el banderín de la Liga Americana.Mientras, que sus rivales, los Yanquis de Nueva York no sólo perdieron el duelo, sino que también sufrieron la baja por lo que les puede restar de temporada de su parador en corto, el veterano estelar Derek Jeter y su antesalista estrella Alex Rodríguez sigue sin recuperar el swing con el bate.Los Tigres iniciaron con ventaja la serie por la Liga Americana al superar 6-4 a los Yanquis, aprovechando el bate oportuno de Young, que con doble en el décimo segundo episodio mandó al antesalista venezolano, el rey de Triple Corona, Miguel Cabrera, a la registradora con la carrera del triunfo.La victoria da a los Tigres ventaja de 1-0 en la serie al mejor de siete partidos, y de acuerdo con las estadísticas 25 de los 42 ganadores previos del primer juego de serie de campeonato se han acreditado el banderín de la Americana.Esta vez correspondió a Young definir la pizarra con doble por el jardín derecho para remolcar a la registradora a Cabrera con la carrera que marcó la victoria.Además de jugar con bate oportuno, Young (1) también lo hizo con un bate de poder al pegar de cuatro esquinas en el octavo episodio con batazo de cuatro esquinas sin corredores en los senderos.La novena de Detroit consiguió ventaja de 4-0 en el octavo episodio, pero casi pierden el ritmo cuando en la novena baja se vieron empatados con sendos jonrones del japonés Ichiro Suzuki y del cubano americano Raúl Ibáñez, para forzar los extra innings.Pero el bate de Young recuperó el control de las acciones después de los Yanquis apalearon al cerrador dominicano José Valverde, y ayudó a que el relevista Drew Smyly (1-0) se acreditara el triunfo en dos episodios que tuvo que lanzar hasta conseguir la victoria."Teníamos el liderazgo, pero los Yanquis mostraron una vez más lo que han estado haciendo todo el año, remontado pizarras", destacó Young. "Nuestro equipo también demostró confianza".El toletero agregó que "afortunadamente nosotros mantuvimos la forma, y volvimos a hacernos de la ventaja en el décimo segundo episodio, y el cerrador Drew Smyly simplemente subió a la lomita y concluyó el juego".Mientras que el piloto Jim Leyland consideró que "si nosotros vamos a ser lo suficientemente buenos, tenemos que estar disponibles para pegar bolas que hagan la diferencia, y eso hicimos, pegamos hits que marcaron la ventaja definitiva"."Sobrevivimos a un camino equivocado que tomamos en el noveno episodio", agregó, en clara alusión que le preocupa y ha tomado nota del descontrol que tiene Valverde en los últimos partidos que ha trabajado desde el montículo.Sobre si la lesión de Jeter podría darle ventaja a los Tigres, dijo que "nosotros siempre hemos sido rivales, y cuando pensamos en juego de fase final, siempre pensamos en Jeter".Sin embargo, señalo que ese respeto y rivalidad hace que se sienta mal por lo sucedido a Jeter."Siempre hemos sido contrarios, pero afortunadamente a través de los años siempre nos hemos respetado mutuamente, y me siento muy conmovido de que se haya lesionado. En su momento tendré el gusto de hablar con él y darle todos los ánimos del mundo", destacó Leyland.Los Yanquis, que sólo 24 horas antes tuvieron una noche triunfal al conseguir su pase a la disputa por el banderín de la Americana ante los Orioles, esta vez además del partido, perdieron a Jeter, que presenta fractura en el tobillo izquierdo."Dicen que podrá recuperarse en aproximadamente tres meses", comentó el piloto de los Yanquis, Joe Girardi, quien agregó que "su carrera no está en peligro por la lesión, pero no podrá jugar más este año".El piloto comentó que a pesar del dolor que sentía Jeter, cuando se acercaron a ayudarlo les dijo "no, no, no me carguen"."Ese es el gran Jeter", subrayó Girardi, quien agregó que "siempre está listo para jugar aunque esté lesionado, y aunque esta vez se le veía el dolor en el rostro, también se le veía un gran coraje y frustración por no poder seguir ayudando al equipo".Antes de salir del campo de juego en el décimo segundo episodio, Jeter extendió su marca de carrera con su imparable 200 en juego de fase final.Jeter se une al cerrador panameño Mariano Rivera en la lista de lesionados. Rivera tuvo ruptura de ligamento de rodilla en mayo, cuando trataba de capturar una bola antes de un juego contra los Reales de Kansas City.Mientras que Rodríguez sigue demostrando que no puede salir de su crisis de bateo, y si una noche fue enviado al banquillo, esta vez en tres oportunidades con el bate no pudo hacer contacto con la bola.El segundo juego de la serie se llevará a cabo el domingo, nuevamente en el Yankee Stadium, cuando la novena de Nueva York suba al montículo a su abridor japonés Hiroki Kuroda, quien enfrentará al venezolano Aníbal Sánchez, de los Tigres.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios