La extensión de los beneficios de desempleo pasa la primera prueba en el Senado

El senador republicano de Indiana, Dan Coats (d), se dirige a los medios de comunicación tras realizar su votación en el Senado sobre la prorrogación hasta el próximo marzo de los subsidios de desempleo. EFE El senador republicano de Indiana, Dan Coats (d), se dirige a los medios de comunicación tras realizar su votación en el Senado sobre la prorrogación hasta el próximo marzo de los subsidios de desempleo. EFE

El senador republicano de Indiana, Dan Coats (d), se dirige a los medios de comunicación tras realizar su votación en el Senado sobre la prorrogación hasta el próximo marzo de los subsidios de desempleo. EFE

El Senado de EE.UU. desbloqueó hoy un proyecto de ley que pretende extender los subsidios de desempleo hasta marzo de 2014 para 1,3 millones de personas que llevan más de 26 semanas sin trabajo.Con 60 votos a favor y 37 en contra, los demócratas lograron vencer las tácticas dilatorias de los republicanos, que se oponen al proyecto de ley argumentando el elevado costo de esos beneficios.Los demócratas necesitaban 60 votos para impedir que los republicanos continuasen bloqueando el final del debate sobre la iniciativa, que podrá ser sometida definitivamente a aprobación de la Cámara alta el viernes o lunes próximos, aunque los legisladores pueden negociar acortar ese tiempo.La legislación pasó su primera prueba momentos antes de que el presidente de EE.UU., Barack Obama, se pronunciara sobre la necesidad de prorrogar los subsidios en un evento en la Casa Blanca, su primera comparecencia pública en este año.El presidente se rodeó de personas desempleadas afectadas por la eliminación de los beneficios, que se hizo efectiva el 28 de diciembre.Pese a que el proyecto de ley avanzó hoy decisivamente en el Senado, con mayoría demócrata, afronta la oposición de los republicanos en la Cámara de Representantes.Aparte de su repercusión sobre el déficit público, los republicanos argumentan que la extensión de emergencia fomenta en los desempleados la dependencia de la asistencia pública e invita a la inacción.Han pedido, en cualquier caso, que la prórroga de los beneficios incluya una manera de financiarlos mediante recortes del gasto público en otras áreas.El presidente de la Cámara baja, el republicano John Boehner (R-OH), responsabilizó del desempleo a las políticas de Obama."Para cada uno de ellos (de los desempleados), ésta es una crisis personal y no debemos ignorarla. Pero la solución verdadera es crear más empleos", afirmó en un comunicado.Boehner aseguró que es necesario promover la inversión y la educación, crear energía y empleos basados en la infraestructura, y eliminar la ley de salud que está dificultando, a su juicio, la contratación de empleados en este país."Hace un mes, personalmente le dije a la Casa Blanca que otra extensión temporal a los beneficios de emergencia hacia los desempleados no debería ser pagada sin más, sino que debería incluir algo que ayudara a encontrar empleo nuevamente"."Hasta la fecha", añadió Boehner, "el presidente no ha planteado un plan. Si lo hace, yo personalmente estaría dispuesto a hablar sobre el tema con él, pero por ahora la Cámara baja se mantendrá enfocada en la economía y en su prioridad de dar la independencia que los desempleados estadounidenses necesitan y que sólo es posible con un empleo".Los demócratas han replicado que la no extensión de los beneficios de desempleo ya ha causado unos 408 millones de dólares de pérdidas en las economías estatales del país, debido a que los desempleados tienden a gastar de forma inmediata los apoyos del subsidio y eso estimula la economía local.Funcionarios del gobierno y expertos en economía han advertido de que otros 1,9 millones de personas perderán los beneficios estatales durante la primera mitad del año en curso.El secretario de Trabajo, Thomas E. Perez, dijo por su parte que los subsidios de desempleo extendidos, incluso cuando la economía está recuperándose, son una tradición bipartidista que nunca se puso en duda."La versión del programa fue aprobada por primera vez por un Congreso republicano y firmada por el presidente (George W.) Bush en 2008. Si no se extienden estos beneficios en un momento en el que hay desempleo de larga duración, sería un acto sin precedentes históricos", mencionó.

El Senado de EE.UU. desbloqueó hoy un proyecto de ley que pretende extender los subsidios de desempleo hasta marzo de 2014 para 1,3 millones de personas que llevan más de 26 semanas sin trabajo.Con 60 votos a favor y 37 en contra, los demócratas lograron vencer las tácticas dilatorias de los republicanos, que se oponen al proyecto de ley argumentando el elevado costo de esos beneficios.Los demócratas necesitaban 60 votos para impedir que los republicanos continuasen bloqueando el final del debate sobre la iniciativa, que podrá ser sometida definitivamente a aprobación de la Cámara alta el viernes o lunes próximos, aunque los legisladores pueden negociar acortar ese tiempo.La legislación pasó su primera prueba momentos antes de que el presidente de EE.UU., Barack Obama, se pronunciara sobre la necesidad de prorrogar los subsidios en un evento en la Casa Blanca, su primera comparecencia pública en este año.El presidente se rodeó de personas desempleadas afectadas por la eliminación de los beneficios, que se hizo efectiva el 28 de diciembre.Pese a que el proyecto de ley avanzó hoy decisivamente en el Senado, con mayoría demócrata, afronta la oposición de los republicanos en la Cámara de Representantes.Aparte de su repercusión sobre el déficit público, los republicanos argumentan que la extensión de emergencia fomenta en los desempleados la dependencia de la asistencia pública e invita a la inacción.Han pedido, en cualquier caso, que la prórroga de los beneficios incluya una manera de financiarlos mediante recortes del gasto público en otras áreas.El presidente de la Cámara baja, el republicano John Boehner (R-OH), responsabilizó del desempleo a las políticas de Obama."Para cada uno de ellos (de los desempleados), ésta es una crisis personal y no debemos ignorarla. Pero la solución verdadera es crear más empleos", afirmó en un comunicado.Boehner aseguró que es necesario promover la inversión y la educación, crear energía y empleos basados en la infraestructura, y eliminar la ley de salud que está dificultando, a su juicio, la contratación de empleados en este país."Hace un mes, personalmente le dije a la Casa Blanca que otra extensión temporal a los beneficios de emergencia hacia los desempleados no debería ser pagada sin más, sino que debería incluir algo que ayudara a encontrar empleo nuevamente"."Hasta la fecha", añadió Boehner, "el presidente no ha planteado un plan. Si lo hace, yo personalmente estaría dispuesto a hablar sobre el tema con él, pero por ahora la Cámara baja se mantendrá enfocada en la economía y en su prioridad de dar la independencia que los desempleados estadounidenses necesitan y que sólo es posible con un empleo".Los demócratas han replicado que la no extensión de los beneficios de desempleo ya ha causado unos 408 millones de dólares de pérdidas en las economías estatales del país, debido a que los desempleados tienden a gastar de forma inmediata los apoyos del subsidio y eso estimula la economía local.Funcionarios del gobierno y expertos en economía han advertido de que otros 1,9 millones de personas perderán los beneficios estatales durante la primera mitad del año en curso.El secretario de Trabajo, Thomas E. Perez, dijo por su parte que los subsidios de desempleo extendidos, incluso cuando la economía está recuperándose, son una tradición bipartidista que nunca se puso en duda."La versión del programa fue aprobada por primera vez por un Congreso republicano y firmada por el presidente (George W.) Bush en 2008. Si no se extienden estos beneficios en un momento en el que hay desempleo de larga duración, sería un acto sin precedentes históricos", mencionó.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios