El mal sabor de Alcoa arrastra a Wall Street

El mal sabor de boca que dejaron entre los inversores las cuentas del gigante metalúrgico Alcoa, con las que se dio el pistoletazo de salida a la temporada de resultados empresariales de otoño en Estados Unidos, arrastró hoy a Wall Street a su tercer día consecutivo de números rojos.El Dow Jones de Industriales, la referencia de la principal plaza financiera del mundo, que agrupa a treinta de las mayores empresas cotizadas de Estados Unidos, cerró hoy la sesión con una bajada de 0,95 % hasta los 13.344,97 puntos, con lo que acumula ya tres jornadas de pérdidas.Un poco mejor fueron las cosas en los otros dos índices, ya que el selectivo S&P 500, que mide la evolución de las 500 mayores firmas del país, bajó el 0,62 % hasta 1.432,56 puntos, mientras que el índice compuesto del mercado Nasdaq, donde cotizan las principales tecnológicas del mundo, se dejó el 0,43 % hasta 3.051,78 unidades.El productor de aluminio estadounidense lideró hoy los números rojos del Dow Jones y terminó con un fuerte descenso del 4,6 % un día después de haber anunciado tras el cierre de los mercados que durante el tercer trimestre del año abandonó las ganancias y perdió 143 millones de dólares.Las cuentas de Alcoa suponen el arranque oficial de la temporada de resultados empresariales en Estados Unidos de otoño, que continuará esta misma semana con JPMorgan Chase y Wells Fargo, y que en esta ocasión los analistas coinciden en vaticinar que no será del todo positiva.Las miradas de los inversores también estuvieron pendientes de la petrolera Chevron, que, de la misma forma, cayó con fuerza más de cuatro puntos porcentuales, después de reconocer que las cuentas que presentará el 2 de noviembre mostrarán unos beneficios "sustancialmente menores" a los del trimestre precedente.El ánimo vendedor de la jornada, que se instaló en Wall Street desde el primer minuto de las contrataciones, continuó también hacia el ecuador de la sesión arrastrado por el cierre bajista de las principales bolsas del Viejo Continente: Madrid se dejó el 1 %, Londres el 0,6 %, París el 0,5 % y Fráncfort y Milán el 0,4 %.Las dudas sobre algunos de los grandes colosos empresariales de EE.UU. y la incertidumbre que se ha instalado en los mercados ante la aparición de nuevas señales de ralentización de la economía mundial dejaron en un segundo plano la publicación de un informe -el "libro beige"- mejor de lo esperado de la Reserva Federal sobre Estados Unidos.La economía de la primera potencia mundial continúa su expansión a un "ritmo modesto", en la que destaca el buen comportamiento del sector inmobiliario y la moderación de precios, según la Fed, que destaca en particular un incremento "sustancial" de las ventas de casas existentes.En otros mercados, el petróleo de Texas bajó hoy el 1,23 % y cerró en 91,25 dólares por barril en medio del persistente temor a una caída de la demanda de "oro negro" a nivel mundial, un día después de que las tensiones entre Siria y Turquía durante las últimas semanas, provocasen una marcada subida del 3,4 %.El día trajo también sorpresas positivas en el sector textil, donde la cadena de tiendas de ropa True Religion se disparó el 22,37 % tras anunciar que estudia "alternativas estratégicas" que incluyen su venta, o la empresa Yum Brands, detrás de Pizza Hut o KFC, que subió el 8,04 % tras difundir unas convincentes cuentas.

El mal sabor de boca que dejaron entre los inversores las cuentas del gigante metalúrgico Alcoa, con las que se dio el pistoletazo de salida a la temporada de resultados empresariales de otoño en Estados Unidos, arrastró hoy a Wall Street a su tercer día consecutivo de números rojos.El Dow Jones de Industriales, la referencia de la principal plaza financiera del mundo, que agrupa a treinta de las mayores empresas cotizadas de Estados Unidos, cerró hoy la sesión con una bajada de 0,95 % hasta los 13.344,97 puntos, con lo que acumula ya tres jornadas de pérdidas.Un poco mejor fueron las cosas en los otros dos índices, ya que el selectivo S&P 500, que mide la evolución de las 500 mayores firmas del país, bajó el 0,62 % hasta 1.432,56 puntos, mientras que el índice compuesto del mercado Nasdaq, donde cotizan las principales tecnológicas del mundo, se dejó el 0,43 % hasta 3.051,78 unidades.El productor de aluminio estadounidense lideró hoy los números rojos del Dow Jones y terminó con un fuerte descenso del 4,6 % un día después de haber anunciado tras el cierre de los mercados que durante el tercer trimestre del año abandonó las ganancias y perdió 143 millones de dólares.Las cuentas de Alcoa suponen el arranque oficial de la temporada de resultados empresariales en Estados Unidos de otoño, que continuará esta misma semana con JPMorgan Chase y Wells Fargo, y que en esta ocasión los analistas coinciden en vaticinar que no será del todo positiva.Las miradas de los inversores también estuvieron pendientes de la petrolera Chevron, que, de la misma forma, cayó con fuerza más de cuatro puntos porcentuales, después de reconocer que las cuentas que presentará el 2 de noviembre mostrarán unos beneficios "sustancialmente menores" a los del trimestre precedente.El ánimo vendedor de la jornada, que se instaló en Wall Street desde el primer minuto de las contrataciones, continuó también hacia el ecuador de la sesión arrastrado por el cierre bajista de las principales bolsas del Viejo Continente: Madrid se dejó el 1 %, Londres el 0,6 %, París el 0,5 % y Fráncfort y Milán el 0,4 %.Las dudas sobre algunos de los grandes colosos empresariales de EE.UU. y la incertidumbre que se ha instalado en los mercados ante la aparición de nuevas señales de ralentización de la economía mundial dejaron en un segundo plano la publicación de un informe -el "libro beige"- mejor de lo esperado de la Reserva Federal sobre Estados Unidos.La economía de la primera potencia mundial continúa su expansión a un "ritmo modesto", en la que destaca el buen comportamiento del sector inmobiliario y la moderación de precios, según la Fed, que destaca en particular un incremento "sustancial" de las ventas de casas existentes.En otros mercados, el petróleo de Texas bajó hoy el 1,23 % y cerró en 91,25 dólares por barril en medio del persistente temor a una caída de la demanda de "oro negro" a nivel mundial, un día después de que las tensiones entre Siria y Turquía durante las últimas semanas, provocasen una marcada subida del 3,4 %.El día trajo también sorpresas positivas en el sector textil, donde la cadena de tiendas de ropa True Religion se disparó el 22,37 % tras anunciar que estudia "alternativas estratégicas" que incluyen su venta, o la empresa Yum Brands, detrás de Pizza Hut o KFC, que subió el 8,04 % tras difundir unas convincentes cuentas.

Más noticias

0 Comentarios