El exdictador panameño Noriega fue trasladado a un hospital para una revisión rutinaria

Un policía presta guardia frente a la entrada del servicio de Emergencia del hospital Santo Tomás en Ciudad de Panamá (Panamá). EFE/Archivo Un policía presta guardia  frente a la entrada del servicio de Emergencia del hospital Santo Tomás en Ciudad de Panamá (Panamá). EFE/Archivo

Un policía presta guardia frente a la entrada del servicio de Emergencia del hospital Santo Tomás en Ciudad de Panamá (Panamá). EFE/Archivo

El exdictador Manuel Antonio Noriega, que purga en Panamá condenas que suman 60 años, fue trasladado hoy a un hospital público de la capital para una revisión de rutina después de la cual fue devuelto a la cárcel, informó a Efe el director del Sistema Penitenciario, Ángel Calderón.Noriega, de 80 años, fue llevado este jueves a las 06.00 hora local (11.00 GMT) al Hospital Santo Tomás de la capital panameña para unos "chequeos rutinarios de neumología y nefrología y ya salió" del centro sanitario para volver a la prisión, precisó Calderón."No ha tenido ninguna crisis, eso es totalmente falso, el día que que tenga una crisis lo diremos", aseveró el director de Prisiones, que incluso reveló que el martes pasado Noriega ya había sido llevado al mismo hospital para una revisión cardiológica.El funcionario recordó que Noriega presenta un cuadro de salud complicado, con enfermedades propias de un hombre de avanzada edad, y que cada dos meses es sometido a chequeos médicos.Según un informe gubernamental presentado el 15 de diciembre de 2012, Noriega padece de hipertensión, úlcera péptica y rinitis alérgica, así como problemas urológicos y neurológicos derivados de un accidente cerebro vascular.Por su parte, el abogado defensor del anciano exgeneral, Ezra Angel, dijo este jueves a Efe que Noriega había sido trasladado de "urgencia" al centro de salud por una "crisis", y desconocía su estado actual.El otrora "hombre fuerte" que gobernó de facto Panamá entre 1983 y 1989, está recluido la cárcel El Renacer, en las afueras de la capital, desde diciembre de 2011, cuando llegó a su país extraditado por Francia donde cumplía siete años de condena por lavado de dinero.Antes había pasado cerca de dos décadas preso por narcotráfico en Estados Unidos, a cuyas tropas se entregó en enero de 1990, días después de una invasión estadounidense a Panamá.Noriega está a la espera de un nuevo juicio en Panamá, por la desaparición del sindicalista Heliodoro Portugal en 1970.

El exdictador Manuel Antonio Noriega, que purga en Panamá condenas que suman 60 años, fue trasladado hoy a un hospital público de la capital para una revisión de rutina después de la cual fue devuelto a la cárcel, informó a Efe el director del Sistema Penitenciario, Ángel Calderón.Noriega, de 80 años, fue llevado este jueves a las 06.00 hora local (11.00 GMT) al Hospital Santo Tomás de la capital panameña para unos "chequeos rutinarios de neumología y nefrología y ya salió" del centro sanitario para volver a la prisión, precisó Calderón."No ha tenido ninguna crisis, eso es totalmente falso, el día que que tenga una crisis lo diremos", aseveró el director de Prisiones, que incluso reveló que el martes pasado Noriega ya había sido llevado al mismo hospital para una revisión cardiológica.El funcionario recordó que Noriega presenta un cuadro de salud complicado, con enfermedades propias de un hombre de avanzada edad, y que cada dos meses es sometido a chequeos médicos.Según un informe gubernamental presentado el 15 de diciembre de 2012, Noriega padece de hipertensión, úlcera péptica y rinitis alérgica, así como problemas urológicos y neurológicos derivados de un accidente cerebro vascular.Por su parte, el abogado defensor del anciano exgeneral, Ezra Angel, dijo este jueves a Efe que Noriega había sido trasladado de "urgencia" al centro de salud por una "crisis", y desconocía su estado actual.El otrora "hombre fuerte" que gobernó de facto Panamá entre 1983 y 1989, está recluido la cárcel El Renacer, en las afueras de la capital, desde diciembre de 2011, cuando llegó a su país extraditado por Francia donde cumplía siete años de condena por lavado de dinero.Antes había pasado cerca de dos décadas preso por narcotráfico en Estados Unidos, a cuyas tropas se entregó en enero de 1990, días después de una invasión estadounidense a Panamá.Noriega está a la espera de un nuevo juicio en Panamá, por la desaparición del sindicalista Heliodoro Portugal en 1970.

Etiquetas:

Más noticias

0 Comentarios