Una delegación europea muestra preocupación por el trabajo infantil en Bolivia

Una delegación europea muestra preocupación por el trabajo infantil en Bolivia Una delegación europea muestra preocupación por el trabajo infantil en Bolivia

Una delegación europea muestra preocupación por el trabajo infantil en Bolivia

Una delegación de diputados del Parlamento Europeo (PE) expresó hoy su preocupación por "el problema generalizado del trabajo infantil" en Bolivia, después de una visita de tres días que incluyó reuniones con el canciller Fernando Huanacuni, asambleístas nacionales, ONG, partidos y sociedad civil.

Una delegación de diputados del Parlamento Europeo (PE) expresó hoy su preocupación por "el problema generalizado del trabajo infantil" en Bolivia, después de una visita de tres días que incluyó reuniones con el canciller Fernando Huanacuni, asambleístas nacionales, ONG, partidos y sociedad civil.

"Ningún niño debe trabajar, menos en condiciones peligrosas. El trabajo infantil puede afectar adversamente la educación de los niños", dice un comunicado del presidente de la Subcomisión de Derechos Humanos del PE, el rumano Christian dan Preda, remitido hoy por la delegación de la Unión Europea en Bolivia.

La delegación reconoce "la complejidad del problema vinculado a los niveles de pobreza", pero señala que "las disposiciones protectoras de la ley boliviana sobre el trabajo infantil aún deben aplicarse plenamente".

"Alentamos al Gobierno de Bolivia a aceptar la asistencia de UNICEF y la OIT (Organización Internacional del Trabajo) en la aplicación de la ley vigente y con vistas a futuras mejoras legales e institucionales", añade el eurodiputado.

El texto de la delegación también se refiere a "informes de condiciones difíciles impuestas a varios periodistas y ONG".

Por ello, llama al Gobierno a "evitar restricciones a las libertades de prensa y asociación" y proteger la separación de poderes y los derechos de la oposición política.

La delegación, compuesta por cinco eurodiputados, expresó su preocupación por "los informes sobre la falta de independencia del poder judicial, que genera graves repercusiones en el funcionamiento del sistema de justicia".

Al mismo tiempo, acoge "con beneplácito" los planes del Gobierno para reformar el Código penal y "adoptar un nuevo enfoque en relación al sistema penitenciario", debido a que la superpoblación penitenciaria y las detenciones preventivas de larga duración "son motivo de preocupación".

Durante su estancia en Bolivia, los eurodiputados abordaron temas como los derechos de los pueblos indígenas, las mujeres y la violencia machista, el sistema penitenciario, la libertad de asociación, las reparaciones a las víctimas de la dictadura militar y la independencia del sistema judicial.

A pesar de las críticas en varios ámbitos, los representantes de la subcomisión valoraron los avances de Bolivia en derechos económicos y sociales, representación de los indígenas en el Parlamento, el acceso a la educación, la atención sanitaria y el agua potable.

Más noticias

0 Comentarios